El dúo dinámico

Así es el estudio Antoñito y Manolín, que ha logrado traspasar fronteras con su diseño. ¡Conócelo aquí!

Compartir
Antoñito y Manolín

El trabajo arquitectónico de nuestro país es digno de admirar tanto nacional como internacionalmente. En un modo de reivindicar la profesionalidad de puertas hacia dentro, hoy vamos a hablarte de Antoñito y Manolín, el estudio de diseño español formado por el dúo artístico Trini Salamanca y Pablo Párraga. Este proyecto comenzó hace ya cinco años en Sevilla y hoy es referente mundial en los sectores del interiorismo y el diseño.

Su éxito se debe a que sus obras son el resultado de una combinación de procesos creativos que las convierten en piezas únicas de arte y decoración donde el entorno, la historia, los materiales, la inspiración y el tiempo dedicado están presentes en cada una de sus colecciones.

Sus colecciones

Sus trabajos reflejan una obra de gran refinamiento, decadencia y aparente sencillez que contrasta con elementos, siluetas y texturas de sutil elegancia donde el tiempo juega un papel fundamental. La colección Archae está formada por una serie de piezas de iluminación de volúmenes geométricos fabricadas a través de un proceso totalmente artesanal, a molde perdido, que las hace únicas. El resultado es una iluminación acogedora y llena de matices que se dispersa creando una ilusión de luces y sombras. Las piezas están realizadas en bio resina epoxi y fibra de vidrio, materiales de última generación que las convierten en formas ligeras y aéreas pero con una fuerte carga e impacto visual.

Antoñito y Manolín

La colección Moloch está compuesta por una serie de asientos de madera maciza y latón, materiales también usados en la colección de taburetes Mirage y de lámparas Bravé. Estas piezas esconden un profundo estudio de la ergonomía, las proporciones y un trabajo artesanal de gran precisión.

En Antoñito y Manolín conviven tallistas, imagineros, orfebres, músicos y pintores que alimentan las influencias
de las que beben

Polyblocks es el nombre de una colección que es una obra de arte y diseño, evolutiva y versátil formada por 30 bloques de resina maciza que pueden ser organizados en infinitas composiciones y estimulan el espíritu constructivista, la concentración y la intuición.

El aparador Spina es una estructura de 95 patas con tres cuerpos interconectados y recubierto de forma totalmente manual de pulpa de papel. Su edición está limitada a 19 unidades y el tiempo de producción es de 12 semanas.

Antoñito y Manolín

Influencias de las que beben

En Antoñito y Manolín conviven tallistas, imagineros, orfebres, músicos y pintores que alimentan las influencias de las que beben: cultura, arte y artesanía, así como procesos, técnicas y tradición artística. Enfocado a la experimentación, es el lugar en el que trabajan el diseño y la producción de piezas exclusivas de mobiliario, interiorismo y accesorios de estética retrofuturista. La presencia y el reclamo de sus obras en galerías de prestigio como la de Oliver Gustav en Copenhague y Nueva York, les ha consolidado a nivel internacional.

La visión del diseño de Antoñito y Manolín parte de un profundo análisis del entorno y su realidad. La reinterpretación y su posterior proyección prioriza la honestidad y el carácter de los elementos mediante una visión atípica y personal logrando piezas con una fuerte carga emotiva.