Un escritorio plegable para trabajar (por fin) cómodo en casa

Este sencillo cubo de madera esconde en su interior una oficina completa.

Compartir
Escritorio plegable HO Cube de JMM diseñado por Francesc Rifé

De un tiempo a esta parte, la fisonomía de las oficinas ha cambiado. Basta con echar un vistazo a nuestra sección “La oficina del mes” para comprobar que los tiempos de los despachos y las mesas individuales han quedado atrás, dando paso a una era donde cualquier lugar puede servir como puesto de trabajo tanto para jefes como empleados, fomentando así la flexibilidad laboral y la relación entre departamentos. Para los que trabajan en casa, sin embargo, la cosa sigue más o menos igual que antes: o bien tienes un despacho en el que aislarte del mundanal ruido, o bien utilizas cualquier superficie plana para apoyar el ordenador, independientemente de que luego la uses como mesa de comedor. Para estos últimos, el diseñador Francesc Rifé ha creado HO Cube, un escritorio plegable que ocupa poco y contiene todo lo necesario para crear una auténtica oficina doméstica.

Con forma de cubo cuando está cerrado, el HO está diseñado para pasar desapercibido cuando no se necesita. Tan sólo su lámpara LED, con una discreta estética que le debe mucho al mobiliario corporativo de los años 70, sobresale para indicarnos que detrás de la madera lacada se esconde algo más. Y no es poco lo que se oculta dentro: un cómodo asiento, cajones, estanterías, archivador y hasta una bandeja extraíble donde colocar el portátil. Cuenta, incluso, con sus propios enchufes donde conectar cualquier aparato eléctrico que necesitemos para nuestro día a día de trabajo –lo cual, en la actualidad, es decir mucho.

En este escritorio plegable, que el interiorista y diseñador catalán ha creado para la firma JMM, todos los detalles se han cuidado al máximo. Desde la combinación de maderas interiores y exteriores y su lacado mate hasta la iluminación, cada elemento está pensado para transmitir una sensación que es a la vez personal y profesional, ideal para el concepto de “oficina en casa”. Hasta las bisagras, vitales para que el HO cumpla su función, son al mismo tiempo resistentes y atractivas.

Si hay que ponerle alguna pega al escritorio HO, es que no incluye algo vital para muchos trabajadores: una cafetera. Por suerte, siempre podemos colocarlo cerca de la cocina en caso de extrema necesidad. Otra ventaja más a tener en cuenta.