Pigalle llena de color una pista de baloncesto

Con motivo del lanzamiento de su última colección en colaboración con Nike, la firma francesa interviene una cancha del centro de París.

Compartir
Pista de baloncesto diseñada por Ill Studio para Pigalle y Nike

En el noveno distrito de París, a escasos metros de la estación de metro de Pigalle, la calle Duperré esconde un tesoro poco conocido. Allí, flanqueada por dos edificios de arquitectura clásica, se encuentra la que probablemente sea la cancha de baloncesto más original del mundo, un pequeño rectángulo de hormigón inundado de colores vivos y figuras geométricas que convierten la experiencia deportiva en una inmersión artística de 360º.

La intervención es una jugada a tres manos: por un lado se encuentra la firma de moda Pigalle y su fundador, Stéphane Ashpool, un reconocido fan del baloncesto. Por otro, el estudio creativo y de diseño Ill-Studio, y por último, el gigante Nike. ¿El motivo? El lanzamiento de la última colección de Pigalle en colaboración con NIKELab, un homenaje a la estética basket de los años 90. La cosa no acaba ahí, ya que este deporte también ha servido de inspiración a la colección P/V 2018 de la firma francesa, en la que predominan los colores púrpura, rosa, fucsia, azul índigo y blanco.

Esos son los tonos que, junto con el amarillo, han sido utilizados por Ill-Studio para recubrir tanto el suelo como las paredes de esta cancha tan especial. Incluso el aro de las canastas deja atrás su eterno naranja para brillar con un azul eléctrico. Sin embargo, al contrario que lo que ocurre con la mayoría de las prendas de la colección de Pigalle, aquí los colores se funden unos con otros en gradientes que parecen simular un atardecer artificial. El toque de luz viene dado por las líneas blancas del suelo que delimitan las distintas zonas, que en un ejercicio de minimalismo están reducidas a la mínima expresión. Tan sólo destaca el logo de Pigalle que hace de círculo central.

Pista de baloncesto diseñada por Ill Studio para Pigalle y Nike

Una colaboración que viene de lejos

Aunque esta remodelación ha sido presentada recientemente a través de la cuenta de Instagram de Stéphane Ashpool, lo cierto es que no es la primera vez que esta pista es intervenida. La primera vez fue en 2009, cuando Pigalle fue lanzada oficialmente. En aquella ocasión, la remodelación fue obra de su fundador con la colaboración de Nike. Desde ese momento, este rincón tan especial ha sido repintado varias veces, hasta que en 2014 la pareja se convirtió en trío con la llegada de Ill-Studio. Suya fue la intervención anterior, compuesta a base de grandes bloques de colores primarios, que llamó la atención de los medios a nivel internacional.

Fotografías Alex Penfornis