20minutos

Arte en la bañera

¿Quién dijo que bañarse es aburrido? Con la nueva gama de burbujas de baño de Lush podrás improvisar un lienzo en tu propia bañera. Conoce los tipos de burbuja y cómo se utiliza. ¡A disfrutar!

Compartir
Bath Art

En T Magazine sabemos que el arte lo es todo. Desde exposiciones, la iluminación de las estancias o la creación de utensilios de cocina son algunas de las formas de expresar ideas o perspectivas de cada individuo relacionadas con esta materia. Casi todas las personas tienden a desarrollar su creatividad de una forma u otra, pero una de las más utilizadas es el dibujo o la pintura sobre un papel o lienzo. Lush ofrece una nueva colección de burbujas de baño llamada Bath Art para demostrar las habilidades artísticas en la bañera. Esta nueva línea se vende exclusivamente online y estará disponible por tiempo limitado.

Bath Art
Burbuja de baño reutilizable de la línea Bath Art de Lush.

El modo de utilizar estas burbujas de baño es muy sencillo. En primer lugar, lo que hay que hacer es abrir el grifo y poner debajo la brocha escogida; una vez que esté toda la bañera cubierta de espuma, el siguiente paso es mojar la brocha entera y crear la obra de arte. Una vez finalizada la muestra artística, queda lo más sencillo: relajarse y contemplar la creación.

En la colección Bath Art existen tres tipos de “brocha” entre las que se encuentran Mint Bubble Brush de color azul, Candy Bubble Brush de color rosa y Lemon Bubble Brush de color amarillo, con una serie de propiedades específicas para cada una de ellas.

Bath Art
Honey Drips. Aceite de baño de la línea Bath Art de Lush.

Mint Bubble Brush añade las notas de frescor y cosquilleo gracias a la menta y al toque cítrico de naranja dulce salvaje. Candy Bubble Brush, por el contrario, tiene un toque dulce por su olor a algodón de azúcar. Y Lemon Bubble Brush crea un baño refrescante cargado de aceites de lima y naranja dulce salvaje.

Otras de las burbujas presentes en esta colección son la burbuja de baño reutilizable, bubble spinner y el aceite de baño.

La burbuja de baño reutilizable es redonda y refleja todos los colores del arcoíris. Tras removerla en la bañera se pueden crear pompas de aceite de pomelo y limón de Sicilia así como volver a usarla en otro momento.

Bath Art

La bubble spinner, por otro lado tiene aceite de petitgrain y se encarga de aportar calidez con su aroma a madera mientras que revitaliza con el aceite de pomelo.

El aceite de baño, en cambio, tiene un olor a jazmín que va dejando paso a la miel, hidratante y calmante. Además, tiene otras propiedades como la manteca de cacao orgánico de comercio justo, el karité y la vainilla. ¿Con cuál de ellas te relajarías?